¿Por qué a los gatos les gustan las cajas?

Publicado por Team GUAU&CAT en

gatos y cajas

Si tienes la suerte de tener un gato en tu casa, probablemente hayas visto a tu gato jugar con cajas. Los gatos tienden a sentirse extrañamente atraídos por las cajas, usándolas como escondites, lugares estratégicos para ataques furtivos o camas improvisadas. Pero, "¿Por qué a los gatos les gustan tanto las cajas?"

Te desvelamos la misteriosa conexión entre gatos y cajas en este nuevo artículo

Las cajas brindan seguridad y protección

La seguridad es probablemente la razón número uno por la que los gatos encuentran tan atractivas las cajas. Esconder o buscar un espacio cerrado es una respuesta típica de un gato al estrés o al miedo. Las cajas ayudan a los gatos a sentirse seguros. Tienen cuatro paredes a su alrededor, por lo que es más difícil que otra criatura se les acerque sigilosamente, también tienen un campo de visión directo a cualquier cosa que se acerque.

La Universidad de Utrecht realizó un estudio en un refugio de animales holandés,  mientras que un grupo de 19 gatos recién llegados se dividió en dos grupos. A uno de los dos grupos se le dieron "cajas para esconderse" durante su período de aclimatación. Los indicadores de estrés se midieron en ambos grupos de gatos, y encontraron que los gatos que recibieron cajas para esconderse mostraron significativamente menos estrés que el grupo que no recibió cajas. Se adaptaron a su nuevo entorno más rápidamente. Estos gatos del refugio, ansiosos y asustados, encontraron consuelo y seguridad al tener una caja en la que esconderse.

Al traer un gato a casa por primera vez, una caja de cartón puede ser un artículo útil. Un nuevo entorno puede ser muy estresante para un gato y un escondite ayuda a que la transición sea más cómoda.

¿Te preocupa el bienestar de tu mascota? Visita nuestra tienda online y pásate a los beneficios de la comida natural cocinada.

Es divertido

Probablemente la razón más simple por la que un gato se siente atraído por una caja es que ¡es simplemente DIVERTIDO!  Dale a tu gato un juguete y jugará felizmente por un rato, pero dale una caja de cartón, ¡y le has dado lo mejor!

Las cajas son excelentes escondites de caza

Una caja satisface el instinto depredador de tu gato de esconderse y abalanzarse sobre su presa. En la naturaleza, los gatos son depredadores. Los depredadores se esconderán y observarán ... acechando ... esperando el momento adecuado para saltar y emboscar a sus presas. Si tiene varios gatos en su casa o perros, sin duda habrás visto a un gato escondido en una caja esperando que pase algún peludo desprevenido.

Rascarse y masticar

Los gatos son famosos rascadores, afilan sus garras en tu sofá, tus cortinas, la alfombra ... Las cajas son excelentes para rascar. A los gatos les encanta cómo se siente hundir esas pequeñas garras en ese cartón.

Algunos gatos también muerden. Se cree que disfrutan masticando y rompiendo cajas porque están cumpliendo su instinto de matar y destrozar a su presa.

por que gatos gustan cajas

Ayudan a mantener calientes a los gatos

Un gato necesita estar a un temperatura de unos 36º, por lo que busca los mejores sitios para mantenerse cálido y reconfortado. El cartón puede proporcionar un aislamiento que les ayude a retener el calor corporal.

La caja es nueva y misteriosa

El factor "nuevo" de una caja puede ser suficiente para captar el interés de su gato. A los  felinos  les encanta explorar el terreno, por lo que pueden emocionarse si traes algo nuevo a tu hogar, ya sea un juguete, una bolsa de la compra o una caja. Deben explorar cada centímetro de nuevos puntos de referencia, y eso incluye averiguar si encajan dentro de su nueva caja.

Las cajas son cómodas para dormir

No malgastes tu dinero en lujosas y caras camas para gatos. ¡Pon una manta en la caja y le habrás regalado un palacio! Las cajas proporcionan un lugar acogedor y lujoso (en opinión de un felino) para dormir. Y dormirán mejor sabiendo que también están a salvo y escondidos.

Las cajas suelen ser sus favoritas, pero encontrarás gatos acurrucados en cualquier tipo de recinto... un bolso, una maleta, cajones, el cesto de la ropa sucia, armarios... en cualquier lugar que resulte ser un buen escondite.

Categorías: Consejos

0 comentarios

Deja una respuesta

Marcador de posición del avatar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *