Desparasitación interna en perros: ¿Sistemática o Individualizada?

Publicado por Team GUAU&CAT en

Desparasitación

La salud y el bienestar de nuestros perritos son de gran importancia para todos los dueños responsables. La desparasitación es una de las principales preocupaciones de los tutores ya que es algo que está muy estandarizado e incluso calendarizado por algunos veterinarios. La presencia de parásitos internos puede afectar la salud de los perros, pero surge la pregunta: ¿es necesario desparasitar a los perros sistemáticamente o de manera selectiva e individualizada? En este blog, exploraremos las consideraciones para tomar la decisión más adecuada para el bienestar de nuestros perritos.

¿Qué son los parásitos?

Los parásitos son organismos que viven y se alimentan de otros seres vivos, como los perros, desgastando su bienestar. Los parásitos internos, como los gusanos intestinales (lombrices) y los protozoos, pueden vivir en el intestino o en otros órganos internos del perro, como el hígado.

La presencia de parásitos puede causar una serie de problemas de salud en los perros, que van desde síntomas leves hasta complicaciones más graves, como anemia y pérdida de peso. Por lo tanto, desparasitar es una medida esencial para proteger la salud de nuestros amigos peludos.

Enfoque Sistemático de Desparasitación:

La desparasitación sistemática se refiere a un enfoque programado, donde se administran medicación antiparasitaria a los perros en intervalos regulares, independientemente de si muestran síntomas de infestación o no. Por lo general, esta práctica sigue un calendario de desparasitación establecido por el veterinario, que puede variar según la edad del perro, su estilo de vida, ubicación geográfica y el tipo de parásitos prevalentes en la zona. Aunque lo más común y más extendido es que se realice esta desparasitación trimestral, cada 3 meses.

Con la desparasitación sistemática se consigue prevenir, ya que la desparasitación regular ayuda a evitar infestaciones y reduce el riesgo de problemas de salud asociados a los parásitos. De esta forma también se facilita que los tutores se acuerden de vigilar los parásitos intestinales ya que al seguir un programa sistemático, se les recuerda cuándo desparasitar a su perro, lo que puede ser útil en hogares con múltiples mascotas o rutinas ocupadas.

Por otro lado, la desparasitación sistemática implica una exposición a medicamentos que puede ser innecesaria. Desparasitar a los perros con frecuencia los expone a medicamentos antiparasitarios, lo que podría generar posibles efectos secundarios o intolerancias. Además, y lo más importante es que dar medicamentos que pueden ser innecesarios de forma sistemática puede generar resistencias a medicamentos. El uso excesivo de medicamentos antiparasitarios podría aumentar la resistencia de los parásitos a estos tratamientos, esto es un grave problema de salud pública.

Enfoque Individualizado de Desparasitación:

El enfoque individualizado de desparasitación implica desparasitar a los perros solo cuando sea necesario, es decir, cuando haya signos de infestación o se detecte la presencia de parásitos en análisis rutinarios de heces u otros exámenes veterinarios. Este enfoque se basa en la idea de que no todos los perros están igualmente expuestos a parásitos y que tratar solo a los que los necesitan es más adecuado.

Una de las principales ventajas de la desparasitación individualizada es que tenemos una menor exposición a medicamentos. La idea es desparasitar solo cuando sea necesario ya que así se puede reducir la exposición innecesaria a medicamentos antiparasitarios. En muchos casos, puede ser que el perrito nunca se tenga que desparasitar o solo en contadas ocasiones. Lo más importante de este enfoque es que estamos generando una menor resistencia a medicamentos. Se limita el uso de antiparasitarios, de tal forma que puede ayudar a prevenir la aparición de resistencia a estos medicamentos. Si se empiezan a producir más resistencias a antiparasitarios, el día en que el perrito o gatito de verdad esté desparasitado, es posible que el medicamento ya no haga efecto.

Un problema que puede surgir con la desparasitación individualizada es que el tutor del perrito o gatito se olvide y subestime los parásitos, por lo que puede tener a su peludo con parásitos. Es importante ser responsable y guiarse por un veterinario que nos asesore sobre cada cuánto es necesario realizar pruebas en las heces para guiarnos si necesitamos desparasitar o no.

No hay un enfoque de desparasitaciones único que sea adecuado para todas las situaciones aunque el Consejo Europeo de Animales de Compañía y parásitos ha emitido unas guías que se van hacia el enfoque individualizado y parece ser que será el futuro. Ambos enfoques tienen sus ventajas y desventajas, y la decisión debe basarse en la consulta con el veterinario, quien evaluará las necesidades individuales de tu perro, su estilo de vida, el riesgo de exposición a parásitos y otros factores relevantes e individuales de cada hogar. Pero es crucial saber que NO es necesario desparasitar siempre sistemáticamente y que en estos momentos existen otras alternativas para garantizar la salud de nuestros peludos.

¡Ay! Y no te olvides de realizar controlar también los parásitos externos con repelentes eficaces.

Conocías estos dos enfoques de desparasitación ¿Cuál estos enfoques estás siguiendo?


0 comentarios

Deja una respuesta

Marcador de posición del avatar

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *